Con un histórico paro de 24 horas que impidió la salida del diario, las y los compañeros de Página 12 vienen profundizando su plan de lucha por el pago de la paritaria en el diario. Esta medida se suma a la pelea que vienen dando desde hace meses, las y los compañeros de Télam y de los medios públicos contra los despidos masivos y el vaciamiento. El papel del Sipreba en el proceso de resistencia.

A pesar de los duros embates de las patronales y el gobierno, que han intentado ejecutar su propia reforma laboral en el sector con una reestructuración con miles de despidos y cierres de medios, las y los trabajadores de prensa siguen en pie de lucha. Esta semana, las y los compañeros de Página 12 llevaron adelante un contundente paro de 24 horas que impidió la salida del diario al día siguiente. Las y los laburantes de Página se encuentran en conflicto desde hace meses con la patronal de Victor Santamaria (un gremialista empresario) exigiendo el pago de la paritaria ya acordada. Previamente habían realizado quites de firmas también con un acatamiento masivo.

En paralelo, sigue la enorme lucha de las y los trabajadores de Télam que mantienen el paro y permanencia en ambos edificios contra los 357 despidos de Hernán Lombardi y Rodolfo Pousá. En los últimos días, la patronal intentó avanzar en una “agencia paralela” para quebrar la huelga, pero no ha logrado dividir a las y los laburantes, quedando solamente publicación de un blog de pésima calidad. Mientras tanto, la difusión de la lucha a través del cartel #AcáFaltaTélam ha logrado recoger una gran solidaridad en los más diversos sectores. También las y los compañeros de la TV Pública continuan col NotiTrabajadores denunciando el vaciamiento del canal y dando difusión a las principales luchas populares. Vienen de protagonizar también el 5 de septiembre un cese de tareas para acompañar la movilización de Télam al CCK.

Sin duda, un elemento fundamental en estos procesos de lucha es el desarrollo del Sipreba, una organización gremial que construye por la base y que ha permitido construcciones sindicales sólidas en las empresas para hacer frente a uno de los peores ataques patronales en la historia de prensa. Ese es el camino, fortalecer la unidad y organización de las y los trabajadores de prensa, y ampliar su articulación con el resto de la clase trabajadora para poder golpear juntos/as contra el plan de ajuste del gobierno y el FMI.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, ingresá tu comentario
Por favor, ingresá tu nombre aquí